domingo, 18 de mayo de 2008

Tormenta


Tormenta, furia desatada, noches de desolación, olor a tierra mojada, miedo, desazón.

Me he perdido. Los cristales se rompen en mil pedazos. ¿Donde estás?. Silencio, lluvia, calles desiertas, puentes que no conducen hacia ningún lado. Aires de autodestrucción. No siento el frío.¿Y el azul?


Anhelos del alma, miradas furtivas. Azul oscuro casi negro. Facturas sin pagar. Notas musicales. Tranquilidad, flores azules¿Por qué todo no es azul? Evasión. Ahora respiro. Transparencia cristalina, nubes que desaparecen. Cierro los ojos, sale el sol, duermo.

1 comentario:

salvajuan fernandez dijo...

Acuérdate de los Nikis, de los Vegetales, de Intronautas: "Si yo fuera Dios llovería siempre".